Letras
Poemas

Comparte este contenido con tus amigos

M-144 1981

Dicen que un tanque comunista
De marca soviética,
Atropellaba mujeres sobresalientes
De las trincheras enemigas.
Me arriesgué a la aventura,
Hubo flirteo,
Y ese tanque no me atacó ante la mirada extraña de los demás.
Pasaron cuatro años, y con los engranajes siempre aceitados,
El día menos esperado, me pasó por encima y me hizo pedazos.
No me mató,
Mas no hubo un remate,
Vi que la intención era dejarlas vivas,
Evidenciando un profundo odio misógino
Humillando en la agonía para imponer que su ego era más importante
Que un amor infantil enseñado en las familias.
Que la familia es una obligación femenina,
Y que la vida masculina, tanquerística corresponde sólo a la mitad de la humanidad.
Se deleitaba cambiando víctimas a cambio de sosiego falso,
Es un tanque que tiene su guarida favorita en las faldas.
Y odia su guarida, le recuerda el seno materno dentado y castrador.
Tiene vocación de cenacho, miente como modo de tortura y de manera enfermiza.
Cobra una venganza edípica de la cual creo,
Sólo yo quedé viva para descifrarlo.
Y no tiene solución, hay que darlo de baja,
o que lo acorralen en una zanja y quede inservible,
puesto que su sed rencorosa e ignominia femenina
ya no debe ser un manifiesto como arma de guerra.
Quién sabe que su mejoría se encuentra entre llaves inglesas, corbatas, bigotes
y herramientas que lo hagan sentir varonil nuevamente.

 

Una carta del tarot

soy el mago.
ofrezco felicidad momentánea a cambio de un refugio
entre tus piernas.
creo mundos fantásticos,
estatus de vida falsos,
soy capaz de llenarte de lujos
a cambio de que los saques a tu nombre.
trabajo poco, hablo mucho: ese es el secreto de mi éxito.
en un mundo de reglas, yo hago lo que quiero.
si te gusta lo que ofrezco
lentamente disfrutarás mis fantasías.
la idea es que no despiertes del embrujo, porque al hacerlo,
verás que no sólo lo hago contigo,
lo hago con varias a la vez.
¿para qué ser mezquino en este truco?
y tú caes porque te sientes sola.
las favoritas en mi fila son las más dulces inteligentes pero tradicionales.
Al ofrecer lo prohibido son felices en un instante que parece eterno.
Me miro al espejo (mágico) soy un príncipe y tú mi reina.
si miras el reflejo a luz de luna ves mi miseria y tu sumisión hacia mí
y jamás seríamos felices.
Si despiertas, encontrarás el abismo del Seol.
te recomiendo que finjas
y vivirás en paz.
Al aceptar mis fantasías
hago de este mundo uno mejor.
Un castillo en el aire no es nocivo
para quienes no tenemos oportunidades.
Me dicen hago daño,
pero yo digo: mentir es un beneficio
una suave caricia para egos femeninos en mal estado.
Yo, el poderoso mago logro poder desde las miserias humanas.
¿Podrán decir qué desgraciado soy?
soy un salvador y todos los días salvo:
prometo matrimonios
y extraigo patrimonios:
cada uno sobrevive como puede.

 

Un antes y un después

Todo al mismo tiempo.
Olor y sabor distinto en el aire,
mi exhalación quejumbrosa
hoy es un canto de certeza.
Miro a mi alrededor y
me interesa la gente como nunca,
¡Qué pajaritos! ¡Ni qué arboles primaverales,
sólo la gente, todos aquellos que en su rutina diaria
sólo ven lo que no debiera ser!
El trabajo dignifica, aprendí por ahí y
veo malestar y descontento por una vida
que probablemente no todos elegimos.
Rabia me da la vieja teñida que se baja del auto
como fingiendo que ella está mejor.
Rabia me da el viejo siútico que, con zapatos pantuflescos,
se pasea por el super market a fingir que todo lo puede.
Angustia me da ver al niño hampón que como herramienta efectiva,
encontró tener un lugar en este extraño paseo de vidas.
Me identifico con la amargura de la mujer que vende ensaladas y con la
cara de frustración de una cajera.
Dejo atrás mi indolencia de clase,
para pasar a lo que me hace vivir con colores distintos,
que por cierto deben ser los reales.
¿Alguien puede decir lo contrario?
¿Usted que está al otro lado de la línea,
flota en el aire cuando ve lo real?