Saltar al contenido
Uno o dos de tus gestos, el más reciente libro de cuentos de Jorge Gómez Jiménez, editor de Letralia

La catedral de los ahogados, de Ignacio Padilla

• Sábado 9 de diciembre de 2017
Ignacio Padilla
Ignacio Padilla falleció en Querétaro a finales del 2016.

La catedral de los ahogados
Ignacio Padilla
Universidad Autónoma Metropolitana
México, 1995
ISBN: 9789706207050
159 páginas

La catedral de los ahogados, publicada en 1995, es la primera novela escrita por Ignacio Padilla. Galardonada con el premio Juan Rulfo por primera novela en 1994, en ella comienzan a vislumbrarse los temas y las formas que desarrollará en sus novelas y relatos posteriores. Como punto en común con el resto de su generación, la estructura de la novela se revela en la conciencia de la misma; quien lee La catedral de los ahogados puede notar que la pluma del escritor toma decisiones conscientes de su hacer literario, no toma decisiones al azar, antes busca demostrar su profundo conocimiento del engranaje interno de una novela. Pero antes de rayar en la obsesión o de presentarse como una novela escrita con el único propósito de explayar un conocimiento literario, La catedral de los ahogados logra impresionarnos sin dejar de mantenernos conscientes del juego presente en ella.

Se inicia la novela con realismo mágico y fantasía, que hacia el final se mezclan en un espiral que renueva el uso de ambos temas. Ignacio Padilla deja correr su primera etapa de experimentación magicorrealista; así se nos presenta una tripulación comiéndose su barco, escenas con aparecidos y sirenas, elementos fantásticos de los que se va saturando la atmósfera de la novela en su desarrollo hasta fusionarse en un ambiente onírico.

Se presenta la constante lucha del individuo consigo mismo y su destino predeterminado. El pueblo de una isla sin nombre y Orlando, el hombre de la playa que existe ahí desde siempre, despiertan a la conciencia de estar estancados y olvidándose a sí mismos. Como personaje individual, Orlando desea escapar de este olvido que tiene tintes apocalípticos y que se ciñe implacable sobre él y sobre la isla.

La catedral de los ahogados es una novela poco conocida y estudiada; la obra de Padilla evoluciona a partir de ella.

La pelea de opuestos es una constante en la novela. La realidad del pueblo de la isla, como puede ser la misma realidad de nuestros tiempos, es una pelea entre la modernidad y el pasado estancado, el progreso y la tradición que se impone aun sobre las tentativas de cambio. Asimismo, el autor no deja que el lector pase por alto la presencia del mal a lo largo de la narración; ésta se materializa en la figura fantástica del diablo y permanece a través de otros muchos guiños. El diablo es un personaje más, pero también su opuesto está presente: la divinidad, un dios que, aunque inactivo, es cercano y real.

La cantidad de narradores es también un aliciente a su lectura. Como parte de la complejidad y conciencia estructural buscada por el autor, la cantidad de narradores perceptibles en la lectura de La catedral de los ahogados es reflexiva. Conforme se avanza hacia el desenlace de la narración, las voces se vuelven más complejas. La novela nos es contada por la voz del pueblo, por el narrador omnisciente y los pensamientos de Eva María y la esclava Edelmira hacia su ama Adelaida.

Y todos los juegos estructurales y narrativos de Ignacio Padilla llevan al encuentro de la novela consigo misma. Nos sumerge en un laberinto de creación en el que los personajes se ven a sí mismos y su historia inundados de un hambre de ciclo que no sólo se refleja en la trama de la novela, sino en su estructura misma.

Ignacio Padilla falleció en Querétaro a finales del 2016. Miembro de la generación del Crack, autoproclamado cuentista de vocación, en su legado queda su firma en el último manifiesto de la literatura del siglo XX, una trayectoria académica internacional y una larga lista de ensayos críticos, libros de viaje, novelas, libros infantiles y múltiples volúmenes de cuentos, además de ser galardonado en varias ocasiones por su trabajo literario en lengua española. La catedral de los ahogados es una novela poco conocida y estudiada; la obra de Padilla evoluciona a partir de ella, junto con el resto de su generación, a un cambio paulatino del paisaje narrativo de México.

Brenda Mariel Bustos

Brenda Mariel Bustos

Autora mexicana (Ciudad de México, 1996). Estudia Letras Hispánicas en la Universidad de Guadalajara.
Brenda Mariel Bustos

Textos recientes de Brenda Mariel Bustos (ver todo)