“El amor fingido del comandante Antúnez”, de P. G. de la Cruz
Saltar al contenido

Espido Freire recibe el Azorín por una novela sobre la última zarina rusa

sábado 4 de marzo de 2017
Espido Freire
Freire: “He perdido premios, sé qué es dolor y el fracaso, pero quiero aprender de este premio Azorín 2017”.

La escritora bilbaína Espido Freire ha resultado ganadora de la XXIV edición del Premio Azorín de Novela 2017 con Llamadme Alejandra, según se dio a conocer en una gala el jueves 2 de marzo en el Auditorio de la Diputación de Alicante (Adda). El galardón que entregan la administración provincial y la editorial Planeta tiene una dotación económica de 45.000 euros.

Freire se presentó bajo el seudónimo “Dolores Fernández de Seoane” con la obra cuyo título provisional era Mi nombre era Alix-La última Zarina.

Escribir la novela, declaró la autora, le supuso “un camino muy largo” que “acaba hoy” y que comenzó “con una idea, una obsesión”, y aunque pensó en un primer momento en que fuera “un ensayo” o “una biografía”, terminó siendo una novela. Además, se mostró satisfecha de que se vincule al 50º aniversario del fallecimiento de Azorín y a la provincia de Alicante, donde según dijo ha sido “bien tratada” y “feliz”.

Se suma a un listado de ganadores anteriores entre los que hay nombres como Gonzalo Torrente Ballester, Dulce Chacón o Ángela Becerra.  

La escritora vasca explicó que su novela habla de la última zarina rusa, Alejandra Románova, de la que dijo fue una madre “amantísima”, y que lo tuvo “todo para ser feliz”: fue “rica”, tuvo una “apasionada” relación con su marido y aun así “no fue feliz” porque estuvo “luchando constantemente contra la muerte y la enfermedad”, fue “odiada” en Rusia, donde la consideraban una “espía”, y se empeñó en salvar a su hijo pequeño.

“Ahora es santa, pero era importante ponerle voz”, continuó, porque “encerrada en su salita malva trataba de enfrentarse al mundo, en cierta medida es lo que está haciendo el escritor, que pretende sobrevivir a la crisis, al miedo, a la sensación de que todo va demasiado deprisa”, indicó.

“Mi alegría hoy supone la decepción de otros, la tristeza de compañeros que han presentado sus novelas. He perdido premios, sé qué es dolor y el fracaso, pero quiero aprender de este premio Azorín 2017”, dijo.

La entrega del XXIV Premio Azorín el jueves coincidió con el 50º aniversario de la muerte del escritor José Martínez Ruíz, Azorín, nacido en Monòver (Alicante) en 1873.

Hasta la final han llegado diez novelas seleccionadas por un jurado de entre las 117 obras presentadas. Respecto al origen de las novelas, 101 provienen de España, siete de América del Norte, cinco de América del Sur, una de América Central y tres sin especificar.

Espido Freire se suma así a un listado de ganadores anteriores entre los que hay nombres como Gonzalo Torrente Ballester, Dulce Chacón, Ángela Becerra, Almudena de Arteaga, Fernando Delgado o Reyes Calderón, en su última edición.

Fuente: ABC
Letralia
Últimas entradas de Letralia (ver todo)