Recibe 2020 con 20% de descuento en corrección de textos y corrección de estilo
Saltar al contenido

Seis poemas de Carmen Alida Méndez

viernes 8 de mayo de 2020
¡Compártelo en tus redes!

Mi patio es un parque
donde el rocío se hace neblina

una alfombra de flores amarillas
da vida a las mariposas

ante los ojos transcurren las horas
invocando la lluvia

estás en el atardecer
que acompaña el vuelo del colibrí

a Isabel Rivas A.

 


 

Enero…..lo tibio del aire
manifiesta el verano
con su nostalgia
las hojas se desprenden de los árboles
en las orillas de la carretera
una alfombra ocre marca huellas
de caminantes del día
una pereza se abraza a las ramas del yagrumo
con hojas de gris…..de luna llena
turpiales buscan la lozanía del aire
su canto viaja en la floración
de árboles deciduos desnudos de hojas
presente…..el otoño
en espera de la primavera

 


 

En la memoria se tejen los recuerdos
del caminar por tus senderos
mágicos viajes a la Selva Nublada

La comunión del sol en tus colinas
en el rito de un abrazo

Sobre tus lomas la luna
busca en las sombras un idilio

Tu paisaje lecho sagrado
refugio de flora y fauna

El árbol niño mira el horizonte
cobijando aves de migratorios trinos

Manantiales fluyen por tus laderas
esplendor de Selva Nublada

Atrás queda el silencio
hilando entre lianas ventiscas amaneceres

Vida dentro del mosaico
tu paso Portachuelo

¡Salve Selva Nublada!

 


 

El sol
la baña con su luz
la muestra llena de verdes
plasmadas en un lienzo
alimenta el paisaje
su estética se cubre de misterios
invoca musas….reverencia las horas
es casa de puertas abiertas
invita al rezo…..a meditar
a recorrer sus caminos
buscar el mejor sendero
quedarse en silencio
escuchar un lenguaje incierto
hecho del sonido de animales en celo
paso del viento entre las ramas de los árboles
es el trino de aves cruzando el firmamento
con una sinfonía inconclusa
es una araña tejiendo filigrana
lenguaje de la tierra
nervaduras de hojas surcadas por la lluvia
texturas olores conexión con lo divino
música ritmo del alma
al caer la tarde llegan las sombras
con ellas
vendrán otros sonidos….otros olores
serás montaña vigilante misteriosa
con nuevos eventos en la inmensidad de la noche

 


 

Enamorado del sol tropical
hiciste de estas tierras tu espacio
exilio de un viaje perpetuo
tus pasos doblan la hierba
que se conjuga en la nostalgia
de estos montes de acordes sinfónicos
avanzar sobre la hojarasca
descubrir los misterios que se esconden

cuánto has visto en las montañas

cumbre donde la neblina se abre paso
y entran pájaros con su canto
cuántas veces los montes te abrazan
en la plenitud otoñal de tus años
toda la selva te reconoce
sabio botánico venido de otras latitudes
tu país de cielo gris
quedó atrás dormido en el recuerdo
compite con las cascadas de nubes
que coronan las montañas
bajo el azul de una tarde
en la orografía de la Cordillera de la Costa

A Henri Pittier

 


 

Desde la empinadura de tus picachos verdeazul
cambian tus laderas
verano de dorados ocres naranjas
espiga de capín melao
hojarascas movidas por calderetas
vientos calientan tus lomas
pie de monte premiado de chaparros
apamates……araguaneyes……bucares
sol de amarillos rojos de fuego
candela que abraza el cerro
luces confundidas con luciérnagas
ya te pueblan los hijos del infortunio
llanto por huéspedes muertos
llenan tus montañas
dejas de ser lecho….de ser refugio
en la inmensidad de la noche
no canta el aguaitacaminos
el humo se confunde con las nubes
hay árboles sedientos….leñas sin fogón
amanecer de tristeza
tiempo de penitencia
transita en el cielo una plegaria
lluvia colgada en la nube
agua que se entrega sobre la tierra
crucificada la hierba del monte
que grita y llama a la vida

Carmen Alida Méndez
Últimas entradas de Carmen Alida Méndez (ver todo)

¡Compártelo en tus redes!
Recibe 2020 con 20% de descuento en corrección de textos y corrección de estilo