Servicio de promoción de autores de Letralia

Saltar al contenido

Presentado en Madrid un libro con textos inéditos o poco conocidos de Juan Rulfo

lunes 26 de septiembre de 2022
Juan Rulfo
En Una mentira que dice la verdad, Rulfo habla sobre literatura brasileña, ciencia ficción, el mundo intelectual y su decepción de los escritores de la generación de 1968, entre otros temas.

La editorial RM presentó el viernes 23 de septiembre el libro Una mentira que dice la verdad, que reúne nueve textos inéditos del escritor mexicano Juan Rulfo (1917-1986) junto con diez conferencias, reflexiones literarias y entrevistas poco conocidas.

En la actividad, realizada en la librería bar Latapeinada, en el madrileño barrio de Malasaña, participaron Víctor Jiménez, director de la Fundación Juan Rulfo, y los investigadores José Carlos González Boixo y Juan Schulz.

El volumen incluye textos de 1940 a 1985 en los que Rulfo habla sobre literatura brasileña, ciencia ficción, el mundo intelectual y su decepción de los escritores de la generación de 1968, como la llamada literatura de la Onda.

“Son textos de carácter ensayístico o de entrevistas que tienen como tema la literatura” dijo Jiménez. “Algunos son inéditos y otros publicados, pero ya inconseguibles; están ordenados en forma cronológica, de 1956 a 1985, excepto el primero que es muy breve y que tiene una fecha incierta en la década de los 40”.

“Lo que puede tener de interés esta organización cronológica es que permite ver cómo va evolucionando Rulfo con el tema de la literatura y cuáles son sus intereses, es decir, cómo van cambiando a lo largo de treinta años”, agrega el director de la fundación.

Por su parte, José González Boixo, catedrático en la Universidad de León (España), destacó que este compendio “es un libro increíblemente divertido, porque Rulfo no hace esa crítica académica pesada, sino que se permite una multitud de ironías”.

“Para él, la literatura debía tener vida, ser humana y contar cosas”, agrega González Boixo. “Uno de sus lamentos que reitera en más de una ocasión es sobre la generación posterior al año de 1968. Rulfo esperaba que esos escritores hiciesen una literatura más potente, más vital. Él critica mucho a la Onda porque se va por formalismos lingüísticos de jerga de barrio y critica que son novelistas o autores que se dedican a hablar del ámbito urbano sin encontrar una literatura más profunda”.

“Tomaron cualquier moda que llegó de cualquier parte del mundo y se quedaron en una literatura folclórica y juvenil intrascendente; de aquella generación sólo rescata a Fernando del Paso, dice que es el único que pudo estar a la altura del desafío y todos los de la Onda quedaron, para él, convertidos en un pequeño folclor literario”, acota Jiménez.

“Una mentira que dice la verdad”, de Juan Rulfo
Una mentira que dice la verdad, de Juan Rulfo (RM, 2022). Disponible en la web de la editorial

En su intervención, Schulz destacó la faceta de Rulfo como editor y su admiración por José Gorostiza, así como sus vínculos con las literaturas nórdica y brasileña. “Cuando habla de autores de Europa del Este menciona a Bulatovich y su novela El gallo que vuela en el aire; dice que eso es realismo mágico y que uno de los valores de la obra es su accesibilidad para todos. Está haciendo una figura de intelectual muy diferente a la que se estaba haciendo en esos tiempos”, indicó.

Cita una conferencia pronunciada por el autor en la Universidad Nacional Autónoma de México (Unam) en 1980, en la que dice que “si se cruza con un intelectual prefiere darse la vuelta”, en relación con “el típico intelectual que está pensando en volver hermético el conocimiento, volverlo elitista”.

“Creo que es una parte interesante de la personalidad de Rulfo como editor, divulgador y crítico, esa transparencia con la que comparte el conocimiento sin ninguna pretensión”, agrega Schulz.

También destaca el discurso que el autor leyó en su ingreso a la Academia Mexicana de la Lengua porque es uno de los más breves y con menos citas. “Eso habla de que el Rulfo que conocía la literatura de todo el mundo no tenía la necesidad de mostrar que la conocía para que sus pares lo aceptaran”, explica.

“Vemos a un Rulfo lector de ciencia ficción, conocedor de Ray Bradbury o que habla de una lectora brasileña de ciencia ficción que sólo tiene un cuento en ese género: Rachel de Queiroz”, comenta.

El libro incluye también una la carta inédita de 1973 en la que Rulfo le pide a Ediciones Corregidor, de Argentina, que retire de circulación el libro Juan Rulfo, autobiografía armada, de Reina Roffé, al que describe como “plagado de mixtificaciones y falsedades”, con juicios especulativos que producen un resultado mentiroso y falaz.

Asegura que es un panfleto basado en “fuentes dizque auténticas, producto de entrevistas hechas de mala fe y, por lo tanto, manipuladas con el fin de distorsionar la verdad”, con opiniones que nunca declaró, y lamenta que el texto no fuera sometido a su autorización. “Apenas se inicia la obra de Roffé, y en once líneas hay nueve disparates”, asevera el escritor.

A lo largo del volumen también se puede ver cómo, hacia 1963, Rulfo niega sostener relación literaria alguna con William Faulkner y declara estar más cerca de Knut Hamsun; expresa que no le gusta tanto la obra de Juan Goytisolo, a diferencia de la de su hermano Luis, y dedica párrafos enteros a la prosa de Agustín Yáñez, Carlos Fuentes, Elena Garro, Alejo Carpentier, Carson McCullers, Fernando del Paso, Rosario Castellanos y Günter Grass.

Fuentes: CrónicaExcélsior
Letralia
Últimas entradas de Letralia (ver todo)