Saltar al contenido
Uno o dos de tus gestos, el más reciente libro de cuentos de Jorge Gómez Jiménez, editor de Letralia

Tres poemas de Fiebre, de Amarú Vanegas

domingo 11 de julio de 2021
“Fiebre”, de Amarú Vanegas
Fiebre, de Amarú Vanegas (Nueva York Poetry Press, 2021). Disponible en Amazon

Fiebre
Amarú Vanegas
Poesía
Nueva York Poetry Press
Colección Museo Salvaje
Nueva York (Estados Unidos), 2021
ISBN: 978-1950474974
134 páginas

Presentamos tres textos de este libro correspondientes a los tres compendios poéticos que lo componen: “Una mujer”, “La piel de las horas” y “DesTerritorio”. Fiebre ofrece además una muestra del trabajo fotográfico de la autora y, en su portada, una fotografía de la artista Gala Garrido.

Amazona

Nos tiñe la noche con su cicatriz
de hierro incandescente.

La amazona utiliza la mano como arma propia,
se muestra erótica, impúdica.
Su proximidad al espejo parece casual,
un laberinto sin centro donde cruza
el movimiento del urbi et orbi.

Frunce la boca con malévola elegancia
y, apuntando al reflejo un beso que no cuaja,
seduce a la huesuda. Ambas proyectan
la misma sombra.

Ritualiza aquel perfil de bruja
chupando hasta el último
halón de nicotina.
En la colilla permanece el surco
de esos dientes manchados con lápiz labial
como sangre, parece sangre, acaso sea.

Los relámpagos caen y ella persigna
dos veces más la superficie pulida.

Juega su amuleto en la fila de estacas
que representa la progresión de Fibonacci.

A cada cruz le garabatea un nombre,
nadie apuesta su suerte en esos ojos de abismo.

 

Enfermedad

La locura del país enfermo contagia
su envejecimiento,
ritualiza la ternura demencial.

En el encierro de estos días
hemos sido huella de astros oscuros
que desencadenan el polvo
como una mancha arquetipal sobre las nubes.

Fuimos almas ofrendadas
desde el anonimato, mientras el tifón
mostraba sus dolores
en el rastro de cada letra.

Los cuerpos sufrimos los síntomas
de la posesión hierática.

¿Cuál será la verdadera naturaleza
de nuestra desnudez?

 

Iremos a la intemperie

No llevaremos dioses
ni orquídeas de guerra.

Hablaremos sin imágenes para los otros,
en voces incomprensibles;
con música escondida en la carne.

Seremos indigentes,
nos acusaran de rotos
y otros nombres indignos de mencionar.

Abrazaremos las alambradas,
volveremos a nacer
en la rasgadura del borde:
su ebriedad.

Seremos muchos,
marcharemos por el camino descubierto.

Llevaremos el pensamiento
en los huesos,
la fiebre amarilla
y las ruinas asimétricas del destierro

Iremos a nosotros mismos.

Amarú Vanegas
Últimas entradas de Amarú Vanegas (ver todo)