Saltar al contenido
Hablemos, de Octavio Santana Suarez

Seis poemas de Fermín Castro

• Lunes 25 de junio de 2018

rip 2015

Muere 2015, llevo meses con un mal presentimiento
en época romana debía ganarme la vida
con mis augurios
el 24, el 25 de diciembre otra vez en el hospital
con mi hija
era un aburrido y asqueante dejavú
puta navidad 2015
además J. J. Abrahms
ha asesinado a Han Solo
cree que es original y lo que es
gilipollas
ha muerto el último héroe
¿Qué puedo decir?

Los niños juegan en el parque
sentados felices sobre los areneros amarillentos
por cada grano de arena,
que apuñados cogen con sus manitas con las palitas
son felices no se han enterado de la muerte de Han,
por cada grano de arena que toman en sus manitas
va otro de heces de perro en descomposición,
son felices no lo saben,
pero no seré yo quien los saque del sueño.

 

Alimento para cuervos

No se debe espantar a los cuervos
con botellas de ron
no agites el cigarro
trazando bellos oscuros arcos sin iris,
ni se te ocurra
ni lo pienses
abrir tu bocaza,
no lo hagas
en ese instante de implosión
surgirán los versos a borbotones
como sale la sangre del toro moribundo
y ya se sabe
la sangre es alimento de los cuervos.

 

Dios

Debe existir Dios
debe ser un gran personaje
allí arriba
se lo pasa en grande
debe existir Dios
porque a pesar de toda la gran puta mierda de la historia del hombre
(no hace falta repasar la lista
no falta ninguno
ningún día de la puta historia ha habido paz)
pero debe existir Dios
aunque ardan y se quemen los niños con bombas de fósforo
y los locos religiosos ametrallen a la gente a quemarropa
y los pederastas extiendan su semilla apostólica por el mundo
y nos esclavicen a horarios embrutecedores a la gran cadena de montaje
y todo lo demás
pues a pesar de toda esa mierda mala
debe existir Dios
¿Quién si no ha diseñado a la mujer?
Me he enamorado de mujeres por sus tobillos
con sus bellos zapatos de tacón que valen más de lo que gano en un año o en dos
con sus bellos ojos rajados que reflejan el mundo de los sueños y orgasmos de nieve
con sus coños y sus pechos sabrosos lúbricos resbaladizos y olorosos
con sus muslos, auténticas columnas del templo de Jerusalén
¡aleluya
aleluya!
Con sus cuellos capaces de dominar al imperio egipcio como la bella Nefertiti
y sus manos delgadas y suaves que atrapan tu polla y le sacan toda el alma
¡aleluya
aleluya!
Con sus bocas que
crean mundos que
destruyen universos, que
son la palabra
de Dios

 

Seraphine de Senlis

Seraphine pintaba con sangre de vaca y de cerdo.
Pobre como una rata
algo retrasada
algo loca
amaba a los árboles
sus colores terrosos eran tierra
barro extraído del corazón del bosque
había sido monja
creía en la Virgen
quizás creyera en Dios
¿Quién sabe?
Se ganaba malamente la vida
limpiándole la mierda a los demás
no era santa
pero lo parecía a veces,
sus cuadros son una orgia de vida y fuerza y color y algo que parece aureolarlos
fue autentica artista
su pintura es honrada
se encuentra liberada del pecado del orgullo
sus lienzos vienen de un lugar perdido
del paraíso,
sus pinturas son ventanas al Edén.

 

Año Nuevo

Principia un año nuevo
pero yo no me siento un hombre nuevo.
Las señoras conducen sus todoterrenos azules y blancos,
los perros ya no ladran
no hay gatos en la gran ciudad,
las palomas sucias engullen trocitos de corazones rotos
hay miles y miles
algunos dirán que es confeti,
pero no te dejes engañar
son las almas de todos los habitantes
los jirones de amor
la descomposición del amor.
Reverbera en los ojos los recuerdos implantados
la imagen devora la realidad
las palomas picotean y les sacan los ojos a los sueños astillados
la imagen es
la única realidad posible,
las líneas paralelas nunca llegan a tocarse
así es el amor entre un hombre y una mujer
créeme
soy el viejo que grita la verdad vieja
en año nuevo.

 

Palabras

Las palabras desprenden una misteriosa fragancia al arder
eso lo sabía muy bien Torquemada
Hitler también conocía el secreto.
Las palabras susurran un mágico secreto al morir.
En la ciudad estallan bombas de racimo
la megalópolis de dolor y soledad
rebosa
de vida congelada
las mujeres compran juguetes para ahogar su fuego
los hombres alquilan cuerpos
ausentes de alma como los droides.
En los cielos los aviones crean surcos de ausencia.
Los coches acuchillan las calles dejando a su paso furia y hastío.
El polvo
el polvo sucio y radiactivo lo sumirá todo a su estado original
la lluvia acelera el proceso desolador
la noche se ha contaminado de luz artificial
haciendo imposibles los sueños.
Tomo esta copa,
escribo esto
¿Qué puedo hacer contra la irremisible desaparición de todo?
Arderán
también estos versos a su debido tiempo
se consumirán
y exhalarán un último susurro al viento radiactivo.

Fermín Castro

Fermín Castro

Escritor español (Córdoba, 1973). Cursó estudios en la Facultad de Filosofía y Letras de Universidad de Córdoba. Es licenciado en historia, especialidad historia contemporánea. Realizó estudios de investigación como La República de Weimar, Historia de las instituciones religiosas en Córdoba, El saqueo de Córdoba e Historia de la batalla de Alcolea. Ha colaborado con periódicos como Trafalgar Información, Puente Genil Información, Baena Información, Palma del Río Información, Écija Información y muchos otros de ámbito regional. Al mismo tiempo ha participado en la publicación de los comics de Martin Mystere de Aleta Ediciones y colabora en las publicaciones Margen Cero, Bulevar y Vega Literaria, entre otras. Ha colaborado igualmente en programas de radio como Luces en la oscuridad, de Punto Radio; El último peldaño, de Radio Regional de Murcia; Espacio en blanco, de Radio Nacional de España, y Milenio, de Radio Galega. Dirige el Taller de Novela y Poesía de la Academia Apruebamas. Ganador del XVI Certamen Literario Internacional de Motril (2013), el IX Certamen Literario Alfambra (2015) y el II Certamen Noches Poéticas de Bilbao (2016), entre otros. Ha publicado Los poderes ocultos de Adolf Hitler: historia esotérica del nazismo (Editorial Corona Borealis), El país evanescente: mitos y leyendas de China (Corona Borealis), El niño que intentaba atrapar una sombra: desvelando a Poe (Corona Borealis), Relatos en el filo de una hoja (Corona Borealis), Los enigmas ocultos de Shakespeare (Corona Borealis) y otros títulos.
Fermín Castro

Textos recientes de Fermín Castro (ver todo)