XXXVII Premio Internacional de Poesía FUNDACIÓN LOEWE 2024 Saltar al contenido

Viajes

miércoles 4 de noviembre de 2015
¡Comparte esto en tus redes sociales!

I

Algún día seré el retorno
Remontando el abismo
Volverá la flor
La vida.

Tendré un camino
Un tiempo
Una tierra
Volará el espíritu valiente.

El amor se abrirá
De noche y de día
Comenzará un largo túnel
Hasta el final.

 

II

La noche del fin quiero verme en tus ojos
En tu claridad
Tener tu mano metálica en mi pecho
Reposar en tu jardín.

La noche del fin quiero verme en tus ojos
Hacer ronda a tu lado
Volver al sendero tardío
Al fondo de tus sueños.

La noche del fin quiero verme en tus ojos
En tus ríos que braman sin cesar
Bastarme en tu memoria
Redimiendo el amor.

La noche del fin quiero verme en tus ojos
Sin lágrimas
Lloverá ese día
Pero todo quedará en tus ojos.

 

III

Pequeña apasionada
Vibrará tu carne en la noche
Será el fin del sol
El pleno dominio de la noche.

Pequeña apasionada
Volverás al mar
Azucena adorada de las olas
Flotarás flotarás.

Pequeña apasionada
Vaciarán tus labios
El helado cuerpo
De turquesa enamorada.

Pequeña apasionada
Luego arderá el silencio
Serás un destello de dolor
Un canto.

 

IV

Partimos
No digas nada
Que el fuego sea el abismo
De nuestras viejas baladas.

Partimos
Lloverá en las aceras matinales
Se agotó nuestra dulzura
Se mudó de calle y cuerpo.

Partimos
Es la vieja historia de los amantes
Vivir o morir
Entre viejas serenatas
Vuela hacia las margaritas mariposa.

 

V

Quiero decirte basta
Te tragaste mi alma
La sombra del hombre que pudo ser
Aniquilado por su camino.

Quiero decirte basta
De frases incomprensibles
Ante noches enteras de agonía
Volando páginas en blanco.

Quiero decirte basta
Someter el cuerpo en la tortura
De rezar un nosotros
En esta agonía de cuchillos

Quiero decirte basta
No sigas buscando en los rincones
Desata tu ira
Basta es suficiente.

 

VI

Hoy cerré la puerta de la vieja casa
Dentro quedó un niño
Con un pájaro hundido en el pecho
Desconsolado.

Hoy cerré la puerta de la vieja casa
Quedó la ira fantasmal
Un trozo de vida
Viejas estatuas.

Hoy cerré la puerta de la vieja casa
De un vacío en una cueva de lágrimas
En esta noche azul
Herido ruedo por las calles.

 

VII

Mujer en esta hora te señalo
Con besos incrustados en la carne
Sangran mis alas en el silencio de la noche
Vaya suerte mía terminar en naufragio.

Eleazar Morín
Últimas entradas de Eleazar Morín (ver todo)

¡Comparte esto en tus redes sociales!
correcciondetextos.org: el mejor servicio de corrección de textos y corrección de estilo al mejor precio