Saltar al contenido
Uno o dos de tus gestos, el más reciente libro de cuentos de Jorge Gómez Jiménez, editor de Letralia

La delicadeza de tus ojos al mirar los míos

• Viernes 20 de octubre de 2017

Me viste tan desnuda como nunca nadie lo hizo jamás, pero en ningún momento viste mi cuerpo realmente, porque viste mi alma, con todos los colores que ningún objeto en este planeta podría tener. Viste mis lágrimas y mis sonrisas y has visto todo de mí, pero yo no he visto nada de ti realmente, y ahora nunca lo podré hacer porque has volado tan lejos de mí como ningún ave lo pensaría. Quiero arrancarme la piel y lanzarla tan lejos como alguna vez lancé mi blusa, porque estoy aburrida de todo, de estos huesos y de esta carne, que nunca van a expresarse como mi espíritu lo ha logrado; me estoy quemando por dentro y me siento tan viva y tan muerta al mismo tiempo.

Nunca podré saber qué fue lo que sintió esa chica dentro de la chica que dice ser este hueco saco de tejido y vísceras.

La música ha conseguido ser más alta que mi llanto y la paz se ha marchado, cuando parecía que estaba más cerca que nunca.

No puedo dormir esta noche, y no puedo esperar llamarte otra madrugada aunque sé que nunca más lo haré de nuevo. Ahora no quiero hablar con nadie que no seas tú. Estoy harta de que siempre tenga que regresar a la misma zanja llena de basura. Necesito tu ayuda, más bien, te necesito a ti. Tú lo sabías todo este tiempo y cada momento que lo negué sabías que mentía, como tantas cosas que sabias de mí, sin intentar adivinarlas tan siquiera.

Me siento tan insípida de a ratos, y siento que mi alma ha dejado este sucio cuerpo atrás. Siento, porque por más vacía que esté aún puedo sentir, sentir que ya no queda nada, tantas palabras que por más que relea no podría volver a sentir. Escribo tan lento, y pienso tan rápido. Como lo fugaz que fue todo eso.

Qué lindo se siente pensar que nadie me conoce, que soy tan invisible y aburrida para los ojos de una multitud que solamente ignora los susurros en las vías del tren. Como suelo pensar que solías ignorarme, algo de lo que ya no me podré cerciorar realmente. De la misma manera como nunca podré saber qué fue lo que sintió esa chica dentro de la chica que dice ser este hueco saco de tejido y vísceras.

avatar

Gabrielys Estefany Martínez

Escritora venezolana (Cabudare, Lara, 2000). Es estudiante de bachillerato.
avatar

Textos recientes de Gabrielys Estefany Martínez (ver todo)