Recibe 2020 con 20% de descuento en corrección de textos y corrección de estilo
Saltar al contenido

Las caras del tigre, de Alfonso Mateo-Sagasta

sábado 31 de octubre de 2015
¡Compártelo en tus redes!
“Las caras del tigre”, de Alfonso Mateo-Sagasta
Las caras del tigre
Alfonso Mateo-Sagasta
Seix Barral
Barcelona, 2009
363 páginas
ISBN: 978-84-322-1262-8

Alfonso Mateo-Sagasta ha querido elaborar en Las caras del tigre una metanovela de ciencia-ficción que a su vez tiene unos tintes narrativos de novela policiaca muy acusados. En efecto, la metanovela parte de una suposición de ciencia-ficción muy fantástica —como ahora sucede con la hipótesis de que fuera un mono la posible víctima no identificada de un accidente de tráfico de un autobús— con la sorpresa previsible de que al final dicha hipótesis resultará falsa, aunque sea usada para provocar el debate metaliterario acerca de la viabilidad del neodarwinismo. Pero a su vez el desarrollo de esta novela policiaca permite introducir una segunda suposición aún más arriesgada que la anterior —como es la posible presencia en el autobús accidentado de una anciana perteneciente a una especie semievolucionada en proceso de desaparición—, a la que sin embargo se le otorga toda la credibilidad, cuando a la larga resulta aún más disparatada que la primera. En este contexto los protagonistas discuten sobre un sinnúmero de teorías e hipótesis evolucionistas darwinianas sobre el origen de las especies, entrando a su vez en debate respecto de la religión, aunque sin llegar a crear en ningún caso el clímax de problematicidad que cabría esperar. Se trata a este respecto de un claro ejemplo del modo como la filosofía se hace presente en la teoría literaria. Por otro lado, el protagonismo de la novela policiaca está llevado por Matilde Gil, una joven inspectora privada en proceso de separación matrimonial, que ya sólo habla con su antigua ex pareja de los problemas profesionales comunes, entre los que sin duda también se encuentran aquellos viejos problemas de tipo neodarwinista. En este sentido la ficción literaria vuelve a ser un cauce por el que se expresan los cambios culturales ocurridos en la posmodernidad, dando lugar a un cambio de los roles tradicionales desempeñados por la familia, en ocasiones desconcertantes. En cualquier caso el tigre pretende ser una metáfora de la sociedad competitiva sin escrúpulos a la que se hallan sometidos los personajes de la novela, mientras que los monos y la vieja aborigen pretenden representar el enigma para la ciencia y la investigación policiaca, que a su vez tratan de resolver este tipo de situaciones mediante suposiciones en cualquier caso poco creíbles, pero no por ello menos atendibles. En cualquier caso se trata de un complejo ejercicio de la narrativa literaria, donde el plano metaliterario científico-ficcional no se acaba de articular con el plano estrictamente narrativo literario de una investigación policial basada en suposiciones cada vez más absurdas y carentes de sentido. Es el problema de la novela experimental, que promete mucho, aunque sus logros sean muy discutibles. Esa es su grandeza, y también su mayor limitación.

Carlos Ortiz de Landázuri

¡Compártelo en tus redes!
Recibe 2020 con 20% de descuento en corrección de textos y corrección de estilo