Está bien informar al público respecto a la muerte de este loable poeta, pero usted nunca mencionó la causa. Me sorprende su deceso, puesto que en junio publicaré una disquisición sobre los “ciudadanos del mundo”, motivado por la lectura de su buena poesía. Lo demás es tácito.

0
0
Responder